Educación popular en el MoCaSe-Via Campesina

Autoras/es
Brigadas de Escolarización del Mocase-Via Campesina
Las Brigadas de escolarización es un colectivo interdisciplinario de estudiantes de diferentes carreras y universidades que trabajan en conjunto con el área de formación del Movimiento Campesino de Santiago del Estero, Vía Campesina, en la Escuela de Agroecología y en distintas instancias de formación de la organización.

Resumen
El Movimiento Campesino de Santiago del Estero, Via Campesina (MoCaSE-VC) es una organización campesina de nuestro país que lucha por la defensa del territorio frente al avance del modelo del agronegocio que desaloja y desplaza a las comunidades campesinas indígenas. La lucha por el territorio implica la organización en diversos aspectos, tales como el productivo, el ambiental, el pedagógico, el de salud, el cultural y el político.
En relación a la formación, el MoCaSE-VC construye desde la educación popular. Se consideran que son espacios de formación diferentes instancias organizativas del movimiento, como las movilizaciones, las asambleas, las reuniones de comunidad, las participaciones en diversas intancias que implican viajar, conocer e intercambiar. Asimismo, el MoCaSE-VC ha construido espacios más sistemáticos de formación ante el diagnóstico de deserción y falta de propuestas educativas para la juventud del campo y la ciudad. La Escuela de Agroecología y la Universidad Campesina (UNICAM SURI) son dos experiencias educativas que abordan lo educativo desde las prácticas productivas campesinas, los saberes campesinos en el propio territorio, la formación en el trabajo y en la convivencia, la construcción colectiva del conocimiento.
Las dos instancias de formación funcionan con una lógica de alternancia, es decir, que permanecen una semana en la escuela y universidad y un tiempo en el territorio (tiempo escuela, tiempo comunidad). De este modo, los aprendizajes y los saberes circulan entre la escuela, la universidad y las comunidades ya que los tiempos de enseñanza y aprendizaje tienen una doble característica. Por un lado, son presenciales durante la convivencia y en los vínculos colectivos (hacer el desayuno, limpiar la escuela, respetar los tiempos de descanso, etc). Por otro lado, suceden en la comunidad cuando regresan a los territorios para resignificar los conocimientos en comunidad, volviendo a llevar esos saberes a la escuela y la universidad.
Desde estas experiencias educativas se fortalece el proceso organizativo del movimiento, se apuesta a la formación de las juventudes, se profundiza el desarrollo socioterritorial y el acceso a los derechos económicos, sociales y culturales. Ambas experiencias se han ido transformando a lo largo de los años, lo cual ha implicado crecimiento y aprendizajes colectivos, superando tensiones y asumiendo nuevos desafíos en este recorrido.

otros artículos

Los circuitos cortos de comercialización: un elemento movilizador de la Economía Social y Solidaria

En el periurbano de la ciudad de Bahía Blanca (Prov. Bs. As.), siguiendo el curso de agua de la cuenca baja del Rio Sauce Chico, se encuentra emplazado un cinturón hortícola integrado por productores con diversas características tecnológicas y sociales (lugar de origen, oferta de productos, superficie de producción, nivel tecnológico, experiencia en el rubro) que permiten caracterizar diferentes tipos sociales agrarios Dentro de ese universo, nos enfocaremos en esta investigación en los pequeños horticultores de la agricultura familiar que operan a través de distintos canales o circuitos cortos de comercialización, según sus posibilidades (en cuanto al acceso al lugar, volumen, diversidad de productos, capacidad de negociación de los mismos).

Ver el artículo »

La economía popular ante la crisis. Por la defensa de derechos y hacia una economía social y ambientalmente sostenible

«Actas del II Congreso Nacional de Economía Social y Solidaria».

ISBN:
©2020 – Nahuel Olguin Diseño Web

Scroll Up